ronaldmendizabal

Todas las grandes monedas caen en 2014 ante el acelerón del dólar

In DOLAR, ECONOMIA on enero 3, 2015 at 5:26 am

Ante el dólar todas las grandes divisas del mundo palidecen. 2014 fue el año de la moneda estadounidense; su acelerón habla de la robustez de la recuperación económica estadounidense frente a una Europa y un Japón renqueantes y en general, de un clima de incertidumbre que anima a los inversores a resguardarse en la moneda de referencia. El arranque de 2015 en los mercados viene determinado por un dólar caro y un petróleo barato publica el periódico El País de España.

¿Pero que va a pasar en Bolivia? con la intención de entender mejor los escenarios económicos que vamos  a enfrentar a partir de todo esto nos preguntamos

¿Como era la cosa?

¿A menor oferta y mayor demanda aumenta el precio? Hablando del dolar: menos dolar y, manteniéndose la demanda del mismo ¿se crea un precio paralelo al oficial que provoca la subida? Es decir: si está a 6.96 venta 6.86 compra ¿puede subir por los siguientes motivos?:

El aumento de las importaciones y la disminución de las exportaciones. Un mercado interno estimulado por bonos, doble aguinaldos, y alto gasto corriente; bajas tasas de interés generando burbujitas inmobiliarias; el mercado informal, más el contrabando y el lavado de dinero: los dólares guardados en aguayos, debajo de los colchones y en lotes re- revendidos mas el diezmo en las compras directas. ¿Habrán oportunistas, avisados a tiempo, fanáticos del dolar que esperan que benjamin franklin vuelva para ganar en el spread financiero? ¿O será pura paranoia de fin de año, de fin de bonanza o lo que sea que supuestamente pasó en la década masista?

La bajada del precio del barril de petróleo afectará el ingreso, el egreso y el ahorro en la misma medida.

El economista Christian Aramayo, responde:

En efecto, si la oferta disminuye y la demanda aumenta, se ve un incremento del precio en casi todo bien y suponiendo que todo lo demás permanece constante.
Pero en el caso del dólar, éste se compra por bolivianos y los bancos lo guardan de forma obligatoria en el BCB debido al elevado encaje legal (que promueve la bolivianización). Es decir, a Bolivia entran muchísimos dólares por las exportaciones, pero buena parte de estos son cambiados a bolivianos. En el mercado negro no habrá gran diferencia debido a la estabilidad que presenta el sistema financiero. Luego de grandes fraudes, aparentemente como país hemos aprendido a manejar nuestras finanzas.
Por otro lado, el aumento de las importaciones no tiene una señal adversa por sí misma, la economía positiva (la que es ciencia) demuestra que es totalmente normal que un país importe mucho luego de que estuvo exportando bastante. Esto es una señal saludable debido a que implica que los niveles de consumo o inversión (dependiendo de qué se importe) se han visto incrementados, el siguiente desafío viene para el sector empresarial que debería asumir esto como una forma de ingresar en competencia y para los consumidores, promover su capacidad de ahorro (aunque evidentemente las tasas de interés no generan ese incentivo a ahorrar).
Y justamente, respecto al tema de las tasas de interés: ahí sí hay un peligro muy grave. En su mayoría, nuestras tasas de interés son ficticias, y por un lado, ello implica una baja en la calidad de nuestras inversiones. Toda inversión se da en función de cuánta utilidad generará tal inversión, si la tasa de interés es falsa, elegiremos invertir en un sector que en la realidad no es tan rentable y sí mucho más riesgoso (por la incertidumbre). Mientras que por otro lado implica una disminución muy fuerte a nuestra propención marginal a invertir, es decir, que por cada 100 Bs. que ingrese a Bolivia, en vez de ahorrar 30, ahorraremos 20 o quizás 10 e incluso tal vez menos por los incentivos que genera una tasa de interés tan baja. Este tipo de tasas de interés falsa genera incentivos para que la gente no ahorre, o gasta o invierte (¡y si invierte, probablemente lo haga mal!).

En suma: es muy recomendable ahorrar en dólares si la idea es que ese dinero se invierta en un mediano a largo plazo, la tendencia internacional es hacia el fortalecimiento del dólar en unos años.
Es muy pronto para hablar de una crisis de tipo cambiario, nuestras reservas podrían cubrir una crisis de ese tipo por un tiempo.
La tasa de interés está generando burbujas de malas inversiones y promueve el gasto, lo que en la propaganda el gobierno llama “el motorcito de la demanda interna”.
Aunque el ministro de economía crea que estamos blindados, parece que el Presidente sabe más de economía que su especialista principal: debemos prepararnos y considerar a esta década como una década donde se tuvo una gran oportunidad y no se la aprovechó, tal y como fue a finales de la década de los 70, no creo que lleguemos a una hiperinflación pero la probabilidad de que se incrementen los conflictos por la imposibilidad de cumplir compromisos se verá bastante aumentada.
Ah! Y sobre los oportunistas… siempre estarán ahí para sacar el jugo a la situación, tampoco hay que satanizarlos, si no fuera por ellos en situaciones extremas estaríamos sin posibilidad alguna de encontrar ese bien (aunque es cierto, muchas veces cobran bastante caro).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: